Dentro de su oferta de servicios gestionados, SmartStream cuenta con una solución llamada TLM Transaction Fees Invoice Management. Esta solución ofrece una función automatizada que elimina los laboriosos procesos manuales en papel que suelen estar asociados a procedimientos habituales como la comprobación de las operaciones, la conciliación de las facturas por pagar o la emisión de las facturas por cobrar. Sus ventajas son: 

  • No se generan gastos generales de informática ni de personal, por lo que se reduce considerablemente el coste total de propiedad 
  • Rendimiento acelerado mediante acuerdos de nivel de servicio (SLA) y medición de indicadores clave de rendimiento (KPI) 
  • Fácil elaboración de informes 
  • Mejoras significativas de la eficiencia y reducción de costes 
  • Permite al banco mantener un equipo de control para supervisar el rendimiento